Hablemos de realidad aumentada

La realidad aumentada es una tecnología con un gran potencial, te explicamos su funcionamiento..

Definición

Antes de empezar, vamos a dar una breve explicación acerca de qué es la realidad aumentada (AR por sus siglas en inglés). La realidad aumentada se puede definir como la superposición de objetos virtuales generados por ordenador en el ambiente real del usuario.

Pokemon Go

El mercado de la AR ha crecido paulatinamente hasta situarse en los 150,8 miles de millones de dólares en 2017 y se espera que genere 210 miles de millones de dólares para 2020. A pesar de llevar años en el mercado, la realidad aumentada se ha hecho realmente famosa tras el lanzamiento de Pokémon GO. Hoy día, se puede decir que está experimentando una gran popularidad entre empresas y consumidores.

Diferencias en realidad aumentada y realidad virtual (AR vs VR)

Se puede decir que la realidad aumentada coincide con la realidad virtual en el hecho de que busca enriquecer la experiencia de usuario, sin embargo, no son lo mismo.

Realidad virtual headset

Imagen por UTKnightCenter.

Por un lado, como hemos dicho, la realidad aumentada inserta objetos virtuales en el entorno real del usuario. Sin embargo la realidad virtual crea todo ese entorno de manera virtual para el usuario. En la realidad virtual no existe entorno real.

La realidad aumentada y la realidad virtual son lo inverso en cuanto a lo que la tecnología pretende lograr y transmitir al usuario. La realidad virtual ofrece una recreación del entorno, mientras que la realidad aumentada ofrece elementos virtuales como una superposición al mundo real.

Otra de las grandes diferencias entre realidad aumentada y realidad virtual es su modo de entrega al usuario, su plataforma de uso. La realidad aumentada normalmente es experimentada por el usuario a través de un equipo que va colocado en la cabeza y un controlador que se sujeta con la mano. Este equipo conecta al usuario con el entorno virtual y le permite llevar sus movimientos y acciones a ese mundo virtual.

La realidad aumentada se utiliza cada vez más y más a través de ordenadores, smartphones y tablets para introducir a través de sus pantallas cómo los elementos virtuales conviven e interactúan con los elementos reales del entorno. Sin embargo se puede utilizar cualquier tipo de pantalla, incluso utilizar la tecnología 3D en combinación.

Cómo funciona

En cuanto a cómo funciona, se pueden distinguir dos métodos: basados en marcadores o sin marcadores.

  • Basados en marcadores: esta tecnología utiliza símbolos físicos como punto de referencia para la superposición de los elementos virtuales. Como ejemplo, podemos imaginar un marcador impreso que al posicionarlo frente a una webcam, el ordenador lo reconoce y es capaz de generar una imagen virtual superpuesta sobre el propio marcador. Podemos ver ejemplos en esta campaña de Toyota, o en esta otra de Mini.

  • Sistemas sin marcadores: al contrario que los anteriores, estos sistemas no utilizan marcadores para posicionar los objetos virtuales. Esto ha dado un gran impulso a lo que se conoce como “realidad aumentada móvil” propagando el uso de la tecnología a través de dispositivos como smartphones y tablets.

    Estos métodos utilizan una combinación de acelerómetros electrónicos, brújulas y sistemas de localización (como el GPS) para determinar la posición en el mundo real, hacia dónde se está apuntando y en qué eje se está operando. Estos datos se pueden luego comparar con una base de datos para deducir a qué está apuntando el dispositivo y con qué orientación y con ello, permitir la visualización de los objetos virtuales en la pantalla. Como esta app de iPhone que te indica la parada de metro más cercana.

Aplicación sin marcadores Realidad Aumentada

Imagen por Robin Ashford

Qué aplicaciones tiene la realidad aumentada

La realidad aumentada se usa en una gran variedad de formas, pero siempre con el objetivo de enriquecer nuestra experiencia. Algunas de ellas son:

  • Turismo en ciudades: Desde recibir información de monumentos mientras apuntamos a ellos con el móvil hasta localizar la cafetería más cercana. Las aplicaciones de realidad aumentada detectan a que estás apuntando para ofrecerte todo tipo de información.
  • Museos: Las aplicaciones de AR se pueden integrar con los museos de tal manera que al apuntar el móvil hacia ciertos “hotspots” colocados por el museo, se ofrezca información adicional.
  • Compras: A la hora de hojear catálogos e incluso comprar directamente desde ellos a través de aplicaciones de AR.
  • Servicio al consumidor: a través de una aplicación de AR el servicio al cliente podría contactar con él para ayudarle a hacer montajes de elementos en ciertos productos o resolverle dudas en directo de una manera visual gracias a esta tecnología.
  • Sanidad: a la hora de entrenamientos médicos, los estudiantes pueden entrenar en un primer momento con equipamiento de simulación de AR.
  • Publicidad: por supuesto, la gran oportunidad la da la publicidad. Su gran innovación y visibilidad ayuda a hacer una campaña publicitaria mucho más notoria.

Las aplicaciones son muy numerosas y la lista se puede hacer extremadamente larga, aquí os hemos indicado unos cuantos de los posibles usos de la realidad aumentada.

 

#Be Disruptive
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información